MINISTERIO DE TRABAJO FORMALIZA A MÁS DE 13 MIL TRABAJADORES

MINISTERIO DE TRABAJO FORMALIZA A MÁS DE 13 MIL TRABAJADORES

ü  Se busca atacar la informalidad laboral dentro de la “formalidad aparente”.

ü  Empresas pusieron en planilla a personal sin contrato y a ‘locadores de servicios’.

El ministro de Trabajo y Promoción del Empleo, Christian Sánchez, anunció que en lo que va del año, la Superintendencia Nacional de Fiscalización Laboral (SUNAFIL) ha logrado que las empresas privadas formalicen a 13 mil 121 trabajadores a nivel nacional; siendo los principales sectores con mayor número de incorporados a la planilla: Educación con 18%, Industrias manufactureras con 18%, Inmobiliaria con el 14%, Construcción con 11% y Comercio al por mayor y menor con 11%.

Estos trabajadores, explicó, o no tenían contrato o estaban bajo la modalidad de ‘locación de servicios’, es decir, no se les reconocía sus derechos laborales, a pesar que su trabajo cuenta con las características propias de un trabajo dependiente, una jornada y horario de trabajo y están bajo la subordinación de un jefe inmediato.

A su turno, el superintendente de la SUNAFIL, Jorge Luis Cáceres, explicó que esta mejora en la cifra de trabajadores formalizados se ha conseguido al incrementar la productividad de la inspección, a través de un modelo de inspección proactivo. “Se creó un equipo de inspectores denominado Perú Formal, quienes realizan labores de inteligencia previa en cada uno de los operativos de fiscalización que ejecutan”, detalló.

Esta práctica, dijo Cáceres, consiste en hacer un análisis de riesgos a partir de la información, exploración y gestión de bases de datos de diferentes fuentes de información: SUNAT, asociaciones civiles, denunciantes, informantes, relación de despedidos, prensa, entre otros actores. De esta manera, se determina en qué sectores económicos, zona geográfica y empresas específicas hay mayor informalidad laboral.

Bajo este modelo, la SUNAFIL logró que se formalicen en los últimos dos meses a 2 mil 309 trabajadores en Lima Metropolitana. Es decir, que cada una de las empresas intervenidas registró a sus trabajadores de forma voluntaria y no se llegó a imponerles una multa.

Los sectores económicos que se fiscalizaron fueron: enseñanza, actividad inmobiliaria, construcción, servicios comerciales, comercio al por mayor y menor, reparación de vehículos automotores, servicios sociales y de salud, industrias manufactureras, hoteles y restaurantes y transportes, almacenamiento y comunicaciones.

De esta forma, el gobierno promueve, de modo decidido, a que se formalice a los trabajadores, a través del registro en planillas electrónicas y su inscripción en el régimen de seguridad social en salud y en pensiones.

Lima, 08 de Noviembre de 2018